PAPELERIA EN TRAMITE  

Comienzo citando a Lorenzo Córdova, consejero presidente del Instituto Nacional Electoral: “las normas eran inciertas y los resultados previsibles: siempre ganaban los candidatos oficiales. Hoy pasa exactamente lo contrario; las normas e instituciones dotan de certeza, legalidad y equidad a la contienda política y lo único incierto, hasta antes de las elecciones, son los resultados, como debe ocurrir en una auténtica democracia”.

Lo que ahora pretenden destruir fue lo que los llevó al poder, los que ahora buscan aniquilar, fue lo que les dio la victoria más importante en la corta historia de MORENA.

¿Y qué hicieron?  convertirnos en una república bananera.

Hacía 16 años que un presidente del INE no comparecía ante el Pleno de la Cámara de Diputados y lo que no hizo el Joker de Macuspana, pararse en el Senado a entregar la medalla Belisario Domínguez, lo hizo el torero Lorenzo Córdoba. Homónimo al torero regiomontano Lorenzo Garza, apodado el “Ave de las tempestades”. Córdova se presentó partiendo plaza con su mozo de espadas. La gran faena que hizo al toro MORENA lo hizo llevarse la tarde con orejas y rabo.

Al torero regio le apodaban El ave de las tempestades”, por su constates broncas que se daban donde se presentaba. José Jiménez Latapí, “Don Dificultades” lo apodó “El ave de las Tempestades”, haciendo alusión al petrel, ave marina que solo abandona su nido cuando aparecen en el horizonte rayos y truenos. Y literalmente se la pelaron al presidente consejero. Y no es que defendamos al personaje, defendemos la institución que representa, es por lo que hemos luchado por años. Pero quedó demostrado una vez más las mentiras de MORENA y la 4T.

Córdova aclaró que este año, de su presupuesto de 2 mil 244 millones de pesos, MORENA sólo devolvió 150 millones, esto es, el 6.6%. Es decir, mintieron en su promesa de donar 50% de sus prerrogativas para la compra de vacunas contra la Covid-19.

El Joker de Palacio Nacional va contra todo y todos, por acabar con la democracia en el país. No debemos permitirle esto, en dos años habrá elecciones en Coahuila debemos seguir luchado por que este partido de moda no llegue al poder.

Hablando de elecciones, el sábado pasado Elisa Maldonado se registró junto con Gerardo Aguado, para buscar la dirigencia del PAN en Coahuila. Son de unidad, esto fortalece a Alfredo Paredes y Mario Dávila. Ya en las palabras del alcalde acerero Paredes, dijo que buscan una gran alianza, una gran unidad con la gente. Logró lo que buscan el dúo maravilla del PAN, sentar a su gente para ir fuertes rumbo al 2023.  Alfredo es la carta fuerte del PAN y Mario Dávila es el hombre a seguir y que fortalecerá el bastión del centro del estado. En Elisa está el futuro del blanquiazul.