ACONTECER

EN PAN Y MORENA, MÁS DE LO MISMO

 No deja de llamar la atención que, en la encuesta de Massive Caller difundida el pasado domingo con los nombres de los posibles candidatos a la gubernatura de Coahuila en 2023, tanto en el PAN como en MORENA varios de los que ya contendieron en 2017 vuelvan a figurar como punteros.

MEMO ANAYA, quien ya perdió dos elecciones para gobernador —la de 2011 y la de 2017—, sigue siendo el panista mejor posicionado. Increíble que después de 10 años, los panistas no han podido impulsar a una nueva figura para que los represente, y todavía sigan pensando en él — o en JORGE ZERMEÑO, su candidato en 2005— para que los represente.

Y en el caso de MORENA, repite el nombre de ARMANDO GUADIANA, quien ya fue su candidato en 2017 y ya en ese entonces se decía que su avanzada edad era uno de sus principales debilidades. Imagínese usted como será la cosa seis años después.

También repite JAVIER GUERRERO, quien en 2005 la buscó por el PRI, en 2011 pasó sin ver, y en 2017 lo intentó como independiente, y ahora su nombre aparece en el tercer lugar entre los aspirantes de MORENA.

Y finalmente, repite también LUÍS FERNANDO SALAZAR, que quiso ser candidato del PAN en 2017, pero al no conseguirlo, y luego de que ese partido le regalara una diputación federal como premio de consolación en 2018, en medio de un berrinche descomunal se pasó a las filas de MORENA, desde dónde ahora pretende contender por la gubernatura, aunque sin muchas expectativas de lograrlo.

 RÉCORD DE INVERSIONES

Pese a la pandemia y todas sus consecuencias, este ha sido para Coahuila un sexenio histórico en la llegada de nuevas inversiones. JAIME GUERRA confirmó que en los casi cuatro años del gobierno de MIGUEL RIQUELME, han llegado a la entidad 150 proyectos que representan un monto superior a los 8 mil 400 millones de dólares, y que están en puerta otras 54 inversiones por un monto de 3 mil 224 millones de dólares para el próximo año.

Otro tanto ocurre en Ramos Arizpe, el motor industrial de Coahuila, en dónde el alcalde CHEMA MORALES informó que, en los tres años de su gobierno, han llegado al municipio inversiones por un monto cercano a los 3 mil millones de dólares, una cifra histórica que sin embargo pretende al menos repetir en su segundo trienio.

HOMENAJE A EX PRESIDENTES

Buen detalle el de RAÚL LÓPEZ GUTIÉRREZ al montar un altar de muertos en honor a los ex presidentes coahuilenses que le dan nombre al museo que desde su fundación dirige con tanto éxito, y sobre todo el haber incluido en el homenaje a dos miembros del patronato del museo que recién fallecieron este año: doña EGLANTINA GUTIÉRREZ —hija del ex presidente EULALIO GUTIÉRREZ ORTÍZ— y don MANUEL GIL VARA —exalcalde y excronista de Ramos Arizpe—.

En el evento estuvo presente recién desempaquetada de Guanajuato —dónde Coahuila se llevó las palmas por su extraordinaria participación en el Cervantino— la secretaria de Cultura, ANA SOFÍA GARCÍA CAMIL, quien acudió con la representación del gobernador Riquelme; así como don CARLOS ROBLES LOSTANAU, secretario del Ayuntamiento de Saltillo, en representación del alcalde Manolo Jiménez.

También anduvo por ahí el historiador PANCHO TOBÍAS, recién llegado de Frankfurt, Alemania, en dónde presentó su libro en la feria literaria más importante del mundo; y por supuesto, la hija y el nieto de una de las homenajeadas: doña EGLANTINA CANALES, secretaria del Medio Ambiente y su hijo, el notario ARMANDO LUNA.

IMPUESTO VERDE

Interesante el anuncio que hizo este martes el gobernador de Nuevo León, SAMUEL GARCÍA, quien durante la cumbre climática que se celebra en Glasgow, Escocia, propuso el cobro de un impuesto verde para 160 fábricas y 20 pedreras ubicadas en Monterrey, causantes de la mayor parte de la contaminación que habitualmente invade a la tercera área metropolitana más poblada de México.

Según el gobernador más fifi del país, lo que se recaude por ese impuesto se utilizará para programas de reforestación en Nuevo León. Vale la pena que los diputados coahuilenses tomen nota de la iniciativa; en una de esas, la pueden replicar aquí en Coahuila.

Por cierto, durante la cumbre mundial, Samuel le dio una repasada a LÓPEZ OBRADOR, al que criticó por ser uno de los pocos presidentes que no se dignó acudir al encuentro. Está visto que al tabasqueño no le gusta volar en avión, y menos cuando se trata de largas distancias. ¿Será por eso que durante tres años ha intentado sin éxito deshacerse del avión presidencial?

paco1533@prodigy.net.mx