CÁPSULAS SARAPERAS

 

Don Jesús Santos Méndez

En esta ocasión te platico de un Saltillense de nacimiento, de cepa, quien vio la por primera luz en la calle de Xicoténcatl, en el mero centro de nuestra ciudad. Me refiero al Ing. Jesús Santos Méndez.

Sus estudios de primaria los realizó en el Colegio Avilés, donde fue compañero de la hoy maestra Eloísa Gutiérrez, y los estudios de secundaria y bachillerato en una institución de la cual surgiría un gran amor y respeto, el Ateneo Fuente. Al concluir los 5 años de estudio en el Ateneo, se mudó a Monterrey para iniciar sus estudios de ingeniería civil, pero al concluir el primer año de educación superior decidió partir rumbo a la ciudad de México, para continuar con sus estudios de ingeniero civil en la UNAM, siendo uno de los alumnos que inauguraría la Ciudad Universitaria.

Su amor por esta hermosa ciudad de Saltillo hizo que al concluir sus estudios universitarios regresara para trabajar en dos empleos, uno en la dirección de obras públicas, en la época cuando el Gral. Raúl Madero era el gobernador de Coahuila, y el otro en la empresa de don Javier García Villarreal.

En el año de 1960 contrae nupcias con la Srita. María del Socorro Lara Ramos, quien terminaba su periodo como reina del baile Blanco y Negro del Casino de Saltillo. El matrimonio, los gastos, la vida de casado lo llevaron de regreso al Distrito Federal a trabajar en la Secretaría de Comunicaciones, específicamente en la construcción del sistema de almacenamiento y distribución de combustible para aviones en el Aeropuerto “Benito Juárez”. Además, trabajo en la construcción del centro vacacional “Oaxtepec” del IMSS.

Vuelve a Saltillo en el año de 1966, incorporándose como maestro del Ateneo Fuente, impartiendo las asignaturas de matemáticas y física, además de trabajar en la dependencia gubernamental encargada de la construcción de escuelas, con el Arq. Ismael Ramos, mejor conocido como Lito.

Para el año de 1984, el Gobernador José de la Fuentes Rodríguez lo invitó a ser el director general de Obras Públicas en el estado. Cabe hacer mención que, durante la mayor parte de este tiempo, continuó como maestro del Ateneo, por cierto, logrando ser director de esta institución de 1988 a 1994, dejando el cargo para ser diputado federal en la LV Legislatura.

Dicen que uno regresa a donde es feliz y así fue en este caso, pues al concluir su trabajo como legislador, regresó a las aulas para seguir impartiendo clases.

Jesús Santos Méndez es nieto de Ramón Méndez González, quien fuera presidente municipal de Torreón dos ocasiones, una antes de la Constitución de 1917, siendo designado por don Venustiano Carranza, y otra ya promulgada dicha carta magna, siendo electo por el voto popular.

Hijo de Elena Méndez Treviño, quien fuera la primera mexicana en utilizar la penicilina para sanar un mal de salud, bueno dos, sinusitis y un absceso cerebral

Quiero decirles a sus amigos, compañeros y alumnos que el Ing. Jesús Santos Méndez cuenta con una lucidez impresionante, tan lúcido que me corrigió en dos ocasiones cuando platiqué con él, además sigue teniendo un muy buen diente y ¿cómo no?, si su esposa María del Socorro cocina delicioso, testigo soy pues disfruté de una cajeta de membrillo, de esas muy Saltillenses, en su casa.

Imposible negar que Jesús Santos Méndez es Saltillense, pues su padre don Jesús Santos Barrera y su madre Elena Méndez fueron los propietarios de “El Saltillero”, fábrica de sarapes, que estaba ubicada en la calle de Victoria esquina con Manuel Acuña.

Padre de 6 hijos, abuelo de 17 y bisabuelo de 5, jugador de football, dice que durante poco tiempo, pues tenía la gran cualidad de ser muy malo para el juego, galardonado con la presea Saltillo 2010, docente, catedrático, ingeniero, legislador, hombre de hogar, culto, apacible, definitivamente don Jesús Santos Méndez es un Saltillense como muchos que tenemos y que vale la pena presumir.

Artículo anteriorA LA BÁSCULA
Artículo siguienteReanudarán equipos de VQueens búsqueda de nuevas jugadoras
Es Saltillense*, papá de tres princesas mágicas, Rebeca, Malake y Mariajose. Egresado de nuestra máxima casa de estudios, la Universidad Autónoma de Coahuila, en donde es catedrático, es Master en Gestión de la Comunicación Política y Electoral por la Universidad Autónoma de Barcelona, el Claustro Doctoral Iberoamericano le otorgó el Doctorado Honoris Causa. Desde el 2012, a difundido la historia, acontecimientos, anécdotas, lugares y personajes de la hermosa ciudad de Saltillo, por medio de las Cápsulas Saraperas. *El autor afirma que Saltillense es el único gentilicio que debe de escribirse con mayúscula.