A LA BÁSCULA

Mentada de madre

Lo que el gobierno de la autoproclamada Cuarta Transformación les hizo a los adultos mayores del municipio de Gómez Palacio que se ilusionaron con que a partir de este lunes recibirían la vacuna contra el Covid-19, no tiene nombre, y por decirlo de la manera más clara y coloquial, es una auténtica y verdadera mentada de madre.

En mi anterior entrega usted y yo comentamos acerca de que el anuncio para la aplicación de las vacunas en los dos principales municipios de la Comarca Lagunera, Torreón y Gómez Palacio, coincidió con la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador a la Comarca, pero también hablamos de que en la política no existen las casualidades, sino que son causalidades, y que entretenida como estaría la población con lo de las vacunas, poca gente acudiría a hacerle manifestaciones o reclamos al presidente.

Y destacábamos que llamaba la atención que el anuncio de la vacunación no se hubiera dado a través de los gobernadores de Coahuila y Durango, sino a través del delegado federal, Reyes Flores Hurtado, en el primero de los casos; y de la alcaldesa gomezpalatina morenista, Marina Vitela Rodríguez, en el segundo.

Por desgracia pensando mal, acertamos y tal se ve que al anuncio de la vacunación se le dio un uso político y un manipuleo para convertirlo en distractor durante la estancia del Presidente en La Laguna. Una vez que éste abandonó la región, la delegación estatal de la Secretaría del Bienestar en Durango en su cuenta de Facebook dio a conocer que, en efecto, la vacunación iniciaría este lunes, pero “solamente y exclusivamente para la población que reside en la zona centro del municipio”, y ya no en los otros cinco centros de vacunación establecidos y anunciados previamente y coincidente con la visita presidencial.

La dependencia hace un juego de palabras cuando dice que “en cuanto a la vacunación de la zona urbana, y debido a la disponibilidad de vacunas e insumos que hay en el estado, se nos indicó de manera central la vacunación para adultos mayores de 60 años y más comenzará el día lunes 28 marzo en el hospital Isauro Venzor, solamente y exclusivamente para la población que reside en la zona centro del municipio”.

Es decir, que la aplicación en el resto de los centros de vacunación anunciados previamente, se suspende no por la disponibilidad, sino por la falta de disponibilidad de las vacunas, y habría que informarle al delegado estatal de la Secretaría de Bienestar, que el Isauro Venzor no es un hospital, sino el Centro de Salud del municipio.

Desde un principio, las autoridades de la autoproclamada Cuarta Transformación ya sabían que no se contaba con el suficiente número de vacunas que estaban prometiendo para la población de 60 años y más del municipio gomezpalatino, y sin embargo mintieron descarada e insensiblemente, ilusionaron a nuestros adultos mayores, para después, cumplido el objetivo que la mentira tenía, les dicen que ‘dijo mi mamá que siempre no’.

Y todavía siguen con el engaño, le piden a la población mantener la calma “pues se espera un cargamento más de vacunas, con el cual permitirá la activación de los otros cinco puntos de vacunación, que se tienen previstos para la zona urbana de Gómez Palacio, y de esta manera cubrir de manera completa y segura la totalidad de la demanda”, pero nunca específica cuándo ni cuántas dosis llegarán para cubrir “de manera completa y segura, la totalidad de la demanda”.

A cientos, miles de adultos mayores de 60 años en Gómez Palacio, los dejaron como a las novias de rancho, ‘vestidos y alborotados’. Resulta verdaderamente ruin y mezquino haber jugado con nuestros adultos de esa manera, utilizando el anuncio de las vacunas como distractor mientras el presidente estaba en tierra lagunera.

Y flaco favor le hacen los de la autoproclamada 4T a la alcaldesa gomezpalatina Marina Vitela, morenista ella, que tanta difusión le dio al tema y a los centros de vacunación donde se habrían de aplicar los inmunizantes. La dejaron mal parada.

Y, siguiendo con los malos pensamientos –que las más de las veces nos llevan a acertar- no queremos pensar que están desviando vacunas para las alcaldías de la Ciudad de México, donde hay un gran interés del propio presidente y su partido, Morena, para ganar las elecciones.

Ojalá que del millón y medio de vacunas de Astra Zeneca que nos ‘prestó’ el gobierno de los Estados Unidos, destinen una parte del biológico para cumplir y lavar la afrenta que les causaron a los adultos mayores de Gómez Palacio. Pero también que lleguen a Coahuila, para que se alcance a cubrir a los adultos mayores de 60 años de Torreón y no sólo a los de 80 y más, y donde el establecimiento de solamente dos centros de vacunación y la limitante del rango de edad, nos dice que tampoco se contaba con el número suficiente de vacunas para un municipio con una alta población.

Pero en calidad de mientras, la mentada de madre está lanzada. No se vale hacerles eso a nuestros adultos mayores.

laotraplana@gmail.com

@JulianParraIba