DE BUENA FUENTE

LA CONEXIÓN PRIDA

Era un asiduo visitante a Coahuila, desde sus tiempos de titular de la Secretaria de Trabajo Federal.

Lo mismo asistía como representante de EPN a la ceremonia de conmemoración del Plan de Guadalupe, que a cualquier evento de mediana categoría.

Al entonces también poderoso secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, nomás le faltó ser  jurado en algún festejo campirano, tipo la flor más bella del Ejido.

Ahora el ex secretario de Hacienda de Chihuahua, Jaime Herrera Corral lo acusa de encubrir al ex gobernador César Duarte y al coahuilense Alejandro Gutiérrez Gutiérrez en el supuesto desvió de 250 millones de pesos del erario chihuahuense  para las campañas del PRI.

Según Herrera Corral, el funcionario federal lo citó el 6 de febrero del 2018 en las oficinas de G Bucareli, y le solicitó no inculpar a César Duarte y al entonces secretario adjunto del PRI, Alejandro Gutiérrez, en el millonario desvió de recursos.

Navarrete Prida le ofreció a cambio de su nueva declaración, lo que llamó un criterio de oportunidad, pero al negarse este, emprendió una persecución política y policiaca en su contra.

La citada declaración de Jaime Herrera fue abierta el pasado 24 de julio en la Corte para el Distrito Sur de Florida, como parte del proceso de extradición del ex gobernador de Chihuahua.

En marzo del 2018, la PGR decidió no ejercer contra César Duarte y Jaime Herrera por los delitos de lavado de dinero y fraude fiscal, y logró que investigación contra el político coahuilense, dejará el ámbito estatal, y fuera atraída por la dependencia federal.

En agosto del mismo año, la PGR se desistió del cargo de peculado de 250 millones de pesos y Alejandro obtuvo su libertad.

Actualmente el asunto se mantiene en litigio, pues la Corte revisa varios amparos interpuestos por el gobierno de Chihuahua en contra de semejante determinación, según lo señala el diario Reforma. ¿Qué sigue?

 

VACÍOS DE PODER

Las amistades nacen por intereses mutuos, sean económicos, sociales, políticos, y hasta deportivos.

En la región carbonífera, tras la convocatoria de la CFE para la adquisición directa de carbón, las amistades comienzan a perderse, ante la evidente desaparición del interés que los unía.

Micare ya no tiene poder económico ni político, menos social, tampoco Alonso Ancira y los grandes carboneros comienzan a exigirle el pago del mineral que surtieron.

Pero no hay dinero para pagarles, y como dijo don Teofilito, ya no habrá ni para eso, ni para nada.

Los grupos de poder ya pelean por los mendrugos, y pronto veremos una  encarnizada escaramuza entre caníbales carboneros.

Agarre su asiento, lugar y tabla…