No quieren maestros ser atendidos en el Hospital General

 

Este miércoles, a través de un comunicado difundido en rueda de prensa, miembros de la Coalición de Trabajadores de la Educación Pública de Coahuila, integrada por maestros agremiados a la Sección 38 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Sindicato de Trabajadores Académicos de la Universidad Autónoma de Coahuila (UA de C), asociaciones de pensionados de la Universidad Autónoma Agraria Antonio Narro (UAAAN)  y de la UA de C, opinaron que el traslado de los servicios subrogados del Servicio Médico de los Trabajadores de la Educación de hospitales privados a Centros de Salud Pública y Hospitales Generales del Estado, no asegura la solución a su demanda de atención en salud, alegando que dichos inmuebles tienen “tantas o más carencias que el propio Instituto del Servicio Médico”, espacio que, según se lee en el documento, ha sido objeto de irregularidades administrativas y deudas patronales, valuadas por la Auditoría Superior del Estado en 424 millones de pesos.

A su vez, denunciaron que la crisis en los servicios de las Clínicas del Magisterio se ha intensificado ya que, según ellos, “prevalecen las carencias y las deficiencias que son iguales o peores que en los últimos años”, por lo que sus derechohabientes y beneficiarios continúan padeciendo la falta de medicamentos y de atención médica, mermando así la salud de docentes activos y pensionados.

Asimismo, los Trabajadores de la Educación Pública aplaudieron la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación expedida el 25 de mayo de este 2020, de la cual deriva que la Dirección del Servicio Médico giraría instrucciones a los administradores de clínicas y farmacias para que se eliminen cargos adicionales a derechohabientes por los servicios otorgados.

Por último, la Coalición aseveró que “seguiremos en la lucha. Nuestra participación crítica persistirá hasta lograr un servicio médico completo, oportuno y de calidad”. (OMAR SOTO)