CAFÉ POLÍTICO

LE DIERON PALO

Le llovió re feo. Por todos lados le dieron. Por unanimidad de todos y cada uno de los 11 ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) como órgano garante de la constitucionalidad, le dieron palo al gobernador de Baja California Jaime Bonilla Valdés. Este gobernador que se ha corrompido hasta la vileza y la ruindad. Se sentía seguro de que la SCJN podría torcer la ley para darle la oportunidad de gobernar por 3 años más su estado. Pero no fue así. El Pleno de la Corte resolvió que la ampliación de la “Ley Bonilla” fue un fraude a la Constitución local de Baja California. Nunca se había visto una maquinación y artificio (dolo) que violó principios, sobre todo el de no reelección, certeza jurídica electoral, derecho al voto, irretroactividad de la ley entre otros. Fue tan burda la confabulación de Jaime Bonilla quien desde un principio compró a diputados del PAN, PRI y Morena entre quienes repartió más de 30 millones de pesos. Ese fue el principio, porque después los diputados al Congreso local comenzaron a reformar la “Ley Bonilla” para poder darle 3 años más de gobierno a este inmoral mandatario.

 

FUE UN ATAQUE A LA DEMOCRACIA Y A LA CONSTITUCIÓN

Cabe destacar que todos los ministros, sin faltar alguno, se pronunciaron en contra del fraude a la Constitución local y federal. Por ejemplo, el presidente de la SCJN Arturo Saldívar señaló: “Todas estas violaciones son muy graves y cada una de ellas, por sí misma, sería suficiente para declarar la invalidez de la reforma impugnada; pero apreciadas en su conjunto, e interrelacionadas, ponen de manifiesto un verdadero fraude a la Constitución; un efecto corruptor de rango Constitucional”. Los restantes ministros señalaron textualmente: “Es un atropello al derecho al voto libre, secreto y directo”. “Ello es un ataque a la democracia”. “Cuando los representantes traicionan a sus representados, nos encontramos frente a un atentado contra la democracia y nuestra Constitución”. “La Corte sienta este precedente para evitar que cualquier autoridad federal, estatal o municipal cambie las reglas sobre el voto ya emitido, y pretenda perpetuarse en el cargo”, y así por el estilo. Cabe destacar que el Artículo 105 Constitucional prohíbe reformas en los 90 días previos al inicio de los procesos electorales. De ahí que las cuentas no checaron para nada porque una vez que llegó al cargo de gobernador Bonilla Valdés, los diputados corruptos trataron de prevaricar con la ley. Pero fue tan burda su pretensión, que no se esperaba otro fallo de la SCJN. Carajo, con el argumento pueril de que Baja California al hacer dos elecciones para gobernador en dos años era muy costoso, y que era mejor empatar la próxima de Gobernador con la federal de 2024, esto les fue rechazado.

 

NO PODRÁ REELEGIRSE

Ahora bien, por principio de cuentas, ninguna elección popular puede ser alterada después de los comicios. Así lo quisiera el pueblo en alguna consulta pública y a mano abierta, no es posible. Nada ni nadie puede ir contra la democracia legitimada en las urnas. Así las cosas, el Congreso local no puede aprobar una reforma para que Bonilla busque su reelección en 2021, toda vez que el numeral 116 de la Constitución de la República prohíbe que gobernadores electos en las urnas, vuelvan a ocupar el cargo. Por cierto, BC celebrará elecciones para Gobernador en junio de 2021. Ello coincide con las elecciones federales en las que se renovaran 15 gubernaturas. Y lo que son las cosas; el proceso electoral deberá comenzar en BC en los próximos meses, cuando Bonilla soñaba quedarse hasta el 2024.

 

EL JIMMY FUE EL ASPIRANTE MÁS FUERTE

Huelga decir que el principal opositor a Bonilla, el torreonense Jaime “Jimmy” Martínez Veloz, se pronunció a favor de los ministros de la Suprema Corte ya que con el fallo demostraron que realmente existe una división y equilibrio de poderes en el país. “Y un Poder judicial autónomo es primordial para garantizar la democracia en México”, señaló. Además, destaco que con la resolución de la Corte “ganan todos los mexicanos, además de que se sienta un precedente para que nadie pueda modificar los periodos de gobierno”. Como se recordará el Jimmy fue el aspirante más fuerte de Morena a la Gubernatura de Baja California. Pero la Yeidckol Polevnsky, en ese entonces dirigente de Morena a nivel nacional, se la puso en charola de plata a Bonilla. Se presume que este personaje compró la gubernatura. Y todo porque en varias encuestas que se levantaron antes de elegir candidato, Martínez Veloz siempre fue arriba y por mucho. Es decir, Yeidckol y Leonel Godoy le hicieron trampa. Solo que esta mujer –presuntamente ya maiceada— junto con el delegado de ese partido en la entidad que era Leonel Godoy, a la malagueña ungieron al hoy derrotado Jaime Bonilla Valdez. Lo demás ya es historia.

 

AMLO Y LOS SOLDADOS Y MARINOS

En otro tema. El presidente Andrés Manuel López Obrador ha vuelto a militarizar a México. El lunes por decreto ha sacado a los soldados del glorioso Ejército Mexicano a que transiten y recorran las ciudades. Claro, y que detengan a cualquier persona para investigación. Es decir, al fracasar la Guardia Nacional, el ejército a la calle. Cabe destacar que los diversos sectores de la sociedad civil coincidieron en señalar que la 4T al haber fracasado en el combate a la inseguridad, ahora marinos y militares andarán haciendo labores de policía. Carajo, que transgresión a los derechos humanos por quienes se suponía estarían acuartelados ya que su función nunca sería de policía. Que recuerde AMLO que por decreto no se gobierna un país. Eso jamás.

 

AMLO Y LOS MÉDICOS

Incluso, el haber dado los nombres (en otro tema) de los médicos Ernesto “Che” Guevara (Argentina) y Salvador Allende (Chile) como si hayan sido unos médicos distinguidos–, es tratar de enmendar su error al haber ofendido al gremio de doctores de este país. Además de estos dos médicos guerrilleros, “Che” Guevara y Allende, nada tenemos que aprender, salvo sus andanzas como opresores, tiranos y dictadores. Por cierto, cuando Allende asume el poder en Chile –en 1971– el PIB de ese país era de 8.9. Cuando a dos años de su gobierno en 1973, el PIB era de -5.5. Si los gobernantes socialistas son buenos para acabar con la economía de sus pueblos cuando implantan sus economías proteccionistas. Total que López Obrador ha tenido una media semana con broncas hacia el gobierno de la 4T. Y todo porque en las mañaneras se expresa de una manera tan ligera que al día siguiente tiene que disculparse y cambiar de opinión. En fin.