PAPELERÍA EN TRÁMITE

0
9

El sábado por la noche platicaba con un buen amigo de mucho tiempo, aguerrido de toda la vida, Gustavo de la Rosa. Lo conocí hace más de 10 años, cuando era líder del PRD en Coahuila: un tipo derecho, a todo dar y sin pelos en la lengua. Después emprendió otros vuelos que lo llevaron a Ocampo, allá se hizo de más fama. Oriundo de Tamaulipas, le gusta el calor, ha de ser por eso que buscó irse para tal desierto coahuilense, donde una vez existió mar. Entre denuncia y comentario me platicaba de las malas condiciones en la que se encuentra la carretera Cuatro Ciénegas – Ocampo y los peligros en este tramo. Y es cierto, ése es un tramo olvidado por el Gobierno Federal y por su represéntate en la tierra, Reyes Flores Hurtado, que ha abandonado al resto del estado para dar todo el dinero a un municipio que ganaron con un ex priista Claudio Bres que busca ser el as bajo la manga del súper delegado. Le ha invertido cantidades millonarias a este municipio, una clínica del ISSSTE, un terreno para una nueva clínica del IMSS, terrenos para la construcción del cuartel de la Guardia Nacional y de espacios para la instalación de la primera sucursal del Banco del Bienestar. Tiene razón Gustavo, ahora regidor, sólo invierte donde puede robar. El súper delegado sabe que la inversión que hace le va dar más chamba para él y sus adeptos, como el enfermo de poder y venganza Luis Zavala, que en lugar de criticar debería ponerse a trabajar. De esa camarilla de ladrones el único rescatable es Néstor Hurtado. Lamentamos decir que municipios como Allende, donde manda Antero Alvarado, sólo se la pasa mirando. Podemos decir que Reyes Flores y MORENA, tienen la culpa de que este municipio vaya a la quiebra y se pierdan empleos por no querer hacer algo por meterlo al tema de la franja fronteriza. No hemos visto más apoyo que para Piedras Negras, lo que nos lleva a pensar mal y acertarás, como dice el viejo adagio. Incluso ha dejado solo a otro nefasto alcalde como el de Parras, Ramiro Pérez, que poco a poco le está llegando el agua al cuello con los ciudadanos. Bueno, agua no creo ya la vendió a los españoles, más bien es el hartazgo. En fin, el virrey busca ganar unas elecciones, siempre ha sido un perdedor como líder del PAN, fue mal y ahora como enviado del filósofo de Macuspana, espera ganar aunque sea con trampa unas elecciones. Por eso está echando toda la carne al asador, además de alimentar la división entre los alcaldes, la gente de su partido y los coahuilense. Por cierto, revisé cuántas veces se para a una reunión de seguridad, ninguna. Siempre manda a sus chalanes, ése es el compromiso que tienen con ustedes, es decir, no lo hay. Otra idea que llevo como punto al orden, el pasado 18 enero, Gustavo fue el debatir la situación económica del municipio y su complejidad para gobernar. Es decir, busca que tengan independencia de Ocampo. La comunidad Lagua del Rey aprobada por mayoría del cabildo, ahora el congreso y el gobierno del estado tendrá que revisar este tema.