Inicio SALTILLO Busca saltillense reeducar a la sociedad para generar Mejores Hombres

Busca saltillense reeducar a la sociedad para generar Mejores Hombres

0
20

Las alarmantes cifras de violencia ejercida por y entre hombres, así como el descuido de la salud física y mental de los varones en México llevaron a un grupo de saltillenses a plantearse éste objetivo

Cuando un hombre es exhibido realizando una actividad o con una conducta socialmente no aceptada como masculina, en redes sociales es común leer la frase ¡y pensar que antes cazábamos mamuts!, en referencia a la imagen salvaje de los hombres antepasados, cuyo rol principal era la caza y el proveer alimentos para su hogar.

Pero ¿Quién estableció la imagen del hombre que estamos acostumbrados a ver y a juzgar?

Tradicionalmente se ha preestablecido un molde de la figura masculina de algún círculo social: el proveedor, el fuerte y, sobre todo, el inexpresivo.

“Al hombre las únicas expresiones emocionales que se le permiten socialmente y que no restan de su ser masculino son la ira, le ecuanimidad y la felicidad. El rango emocional es tan limitado que cuando el hombre siente frustración, tristeza o miedo, generalmente se expresa en forma de enojo o violencia, entonces la violencia se ha convertido en una expresión unidimensional de toda la gama de emociones que tiene el hombre”, señala Josue Lavandeira, fundador de mejoreshombres.org, en entrevista con EL HERALDO.

Y son justamente esas emociones reprimidas las que han llevado a que se tengan cifras alarmantes, en distintos ámbitos, relacionados con los hombres, de acuerdo con diversos datos proporcionados por mejoreshombres.org y basados en estudios de UNDOC e INEGI.

En México el 89 por ciento de las víctimas de homicidios son hombres y el 95 por ciento de los victimarios también lo son. El 93 por ciento de los crímenes violentos son cometidos por varones y la tasa de homicidios cometidos por hombres y de feminicidios van al alza.

Es decir, en México los hombres nos estamos matando entre nosotros mismos. Por eso la población de los centros penitenciarios a nivel nacional está compuesta casi en un 95 por ciento por hombres.

Pero eso no es todo, pues también de cada 5 suicidios consumados, 4 son hombres, y además, el grupo social más vulnerable al suicidio son los hombres jóvenes de entre 15 y 29 años.

Una tercera parte de los estudiantes varones de preparatoria ha reportado ser víctima de bullying homofóbico, aún y cuando no son homosexuales, y sí, la mayoría de las veces, el acosador es hombre.

Además, la expectativa de longevidad para un hombre es 5 años menor que la de una mujer. Según cifras del IMSS los hombres sufren 4 veces más accidentes de trabajo que las mujeres.

“Es tan propenso un hombre tanto para perpetrar violencia como para ser receptor, porque sí es cierto, a los hombres nos matan a tasas mucho más altas que a las mujeres, pero nos matamos entre nosotros”, menciona Josue Lavandeira.

Es el propio paradigma que hemos ido heredando el que nos ha traído a este punto. “Nos enseñaron y nos dijeron que un hombre tiene que ser fuerte y mostrar carácter, y eso se convirtió en ser un hombre duro, estoico y poco emocional”.

“Nos han enseñado que te vas a checar (con un médico) cuando ya es inevitable, y mientras no te aguantas, porque el hombre tiene que aguantar, en cambio las mujeres, por ejemplo, al ginecólogo, están acostumbradas a ir en chequeos de rutina, porque el cuidado de su salud es algo muy normal para ellas… nosotros creamos este prejuicio de que el hombre no atiende su salud si no es grave, y por lo mismo no lo hacemos, para seguir siendo hombres”.

Josue Lavandeira asegura que el hecho de que normemos como sociedad el estereotipo en el que debe caber alguien para ser considerado un hombre está haciendo mucho daño socialmente.

Y justo eso es lo que lleva al egresado de Harvard a hablar de la figura masculina ante los movimientos feministas.

“El hombre como tal, como individuo, no es enemigo de nadie, ni es la criatura que tenemos que combatir socialmente para poder estar mejor, me parece que las verdaderas feministas que entienden el movimiento saben perfectamente esto”, indica.

Sin embargo, el fundador de Mejores Hombres, opina que los hombres como colectivo y como grupo social, sí es un grupo violento y feminicida, “la gran mayoría de los males sociales recae en el grupo de hombres”, menciona.

“Esto tiene que ver con un sistema machista, con un sistema sociocultural patriarcal, creado por hombres para hombres, para perpetuar los beneficios que tenemos… ese sistema machista es lo que tenemos que combatir, tenemos que destruir los roles de mujeres y hombres porque ya no nos sirven, ya no tenemos que decir a una mujer o a un hombre que tiene que hacer para ser mujer o ser hombre, porque ya aceptamos que hay diversidad”, dice.

El también docente universitario señala que no se trata de sentirnos culpables por ser el tipo de hombre que somos, sino de hacernos responsables del tipo de hombre que somos.

“Todos somos capaces de asumir esa responsabilidad, de decir qué tengo que cambiar yo en mi círculo cercano para estar mejor yo, para cuidad de mi y de mi salud mental, y sentirme más cómodo en lo que me gusta y en lo que quiero ser sin importarme si al mundo le gusta”, menciona.

“Ni tu identidad de género, ni tu identidad u orientación sexual son cosas que determinan si eres más o menos hombre. Simplemente somos hombres distintos, tenemos expresiones distintas de nuestra masculinidad y cada uno la vivimos como a cada uno nos gusta. Va a haber a quien le gusten deportes con violencia y a quien no le gusten, o tomar alcohol y a quien no le guste tomar, pero eso no te hace menos hombre”, agrega.

Ante la expresión ‘poco hombre’ Josue cree que esto se debería asociar más con quienes no se atreven a explorar su propia expresión de masculinidad.

“Te haces poco hombre tú mismo cuando reprimes tus emociones, cuando decides no expresarlas porque tiene miedo de que la sociedad te juzgue, y eso cuesta, finalmente eso va teniendo un costo emocional y psicológico que puede resultar muy dañino”, señala.

Actualmente, el colectivo Mejores Hombres, dirigido por Josue Lavandeira, hace trabajo voluntario en distintos lugares, sobre todo en escuelas, ofreciendo conferencias y talleres, y están por presentar un proyecto al Gobierno del Estado para la reeducación de los hombres perpetradores de violencia doméstica. Además, en el sitio de internet www.mejoreshombres.org han puesto a disposición del público artículos de opinión y recursos para maestros, familias y hacedores de políticas públicas. (JOSÉ TORRES)