Proyecta Riquelme “bursatilizar” bienes de Coahuila para obtener recursos por mil 500 millones

Presupuesto estatal de egresos para 2020 será similar al de este año y tampoco se contemplan aumentos dentro de Ley de Ingresos  

El Gobernador Miguel Ángel Riquelme Solís dijo que el Presupuesto de Egresos de Coahuila para 2020 será muy similar al que se ejerció durante el presente año, y buscará privilegiar la austeridad para generar ahorros que permitan a la entidad tener el flujo necesario para la ejecución de obras y proyectos de importancia para los coahuilenses.

En entrevista, luego de encabezar este martes en Saltillo el evento de entrega de las obras de modernización del bulevar José Narro Robles, el mandatario estatal dijo también que por lo que refiere a la Ley de Ingresos, ésta última no contempla ni un solo aumento, para no cargar a la sociedad con más gravámenes, y salir adelante de manera responsable mediante la aplicación de otros mecanismos de financiamiento.

Entre dichos mecanismos, Riquelme Solís dio a conocer que se buscará la aplicación de inversión privada, además de “bursatilizar” bienes de Coahuila que ya se tienen liberados en este momento, como son autopistas, así como también el Puente Internacional Número 2, y algunos otros bienes que permitan obtener el año que entra recursos por un monto de alrededor de mil 500 millones de pesos para la entidad.

Dichos recursos, dijo el gobernante, servirán para que Coahuila pueda avanzar durante su tercer año de gobierno con obras puntuales que requiere la entidad, mismas que hoy se han visto truncadas debido a los recortes en el presupuesto federal.

“Ayer (lunes) me reuní con mi equipo financiero, ya proyectamos la Ley de Ingresos y el Presupuesto de Egresos para Coahuila, y les quiero adelantar que el Presupuesto de Egresos no trae grandes cambios en comparación al del año pasado, es decir, no nos atrevimos a sobreestimar como ellos lo están haciendo porque la realidad de Coahuila es otra, y lo que estamos tratando es de subir la inversión pública y de dejar en el mismo rubro también los programas sociales”, declaró el Gobernador.

Asimismo, dijo que en 2020 se ejercerá también la misma inversión que en el presente año en programas sociales y de desarrollo.

“Estamos buscando que en el presupuesto del Gobierno del Estado, dentro de lo que fue este año, provocar austeridad y de ahí tener un ahorro considerable para poder seguir manteniendo el flujo necesario, vamos a dar prioridad a la obra pública, a los proyectos de desarrollo, a la coordinación con los municipios a través del programa Vamos a Michas, para que se genere una derrama económica en los municipios, y los 38 municipios tendrán inversión  estatal el próximo año, de eso trata mi presupuesto”.

“En la Ley de Ingresos no habrá un solo aumento, es decir, saldremos con lo mismo de manera responsable porque tampoco es justo cargársela a la sociedad, vamos a demostrar que Coahuila puede para el año que entra, en coordinación con los empresarios, definir si podemos incrementar rubros que de manera directa se vayan  a la obra de los municipios que más captan, y que en convenio con ellos se puedan establecer criterios que si los empresarios aportan, esos municipios se vean mayormente beneficiados  a través de obras que requiere la entidad, como por ejemplo los libramientos que ya no vienen hoy etiquetados, y que pudiéramos sacarlos entre los coahuilenses con el gravamen a algún impuesto en consenso con ellos”, expuso el mandatario estatal.

Asimismo, reiteró que ante los recortes federales que sufrió la entidad “no se trata de llorar, sino de solucionar los problemas de la entidad de una manera pragmática y con decisiones firmes que permitan a su gobierno tener una fuerte inversión en los próximos dos años de su administración”, los que dijo, son definitivos para poder avanzar, porque tanto el quinto como el sexto año son años de cierre donde se finalizan proyectos y se pagan las deudas contraídas. (ÁNGEL AGUILAR)