Además de recortes, da federación cifras irreales: Riquelme

El Gobierno federal ha inflado las participaciones que proyecta para el 2020 a las entidades federativas, expresó el gobernador Miguel Ángel Riquelme Solís, al añadir que en el caso de Coahuila, éstas suman 900 millones de pesos.

Indicó que las participaciones vienen proyectadas con un pequeño aumento, “el cual no es real al igual que este año”, pues dijo, depende de si la entidad logra el ingreso propio que la Federación proyecta y que es arriba de 7 mil millones de pesos, “si no se cae la recaudación federal”, expuso.

Aseguró que no sólo es el caso de Coahuila, ya que todas las entidades federativas “ya nos dimos cuenta que lo proyectado no es real, y que puedes hacer una proyección de ese tipo inflando el precio del barril del petróleo, inflando la captación propia de los ayuntamientos y del Gobierno del Estado”.

Además, poniendo en un margen, que sostuvo no es real, los ingresos del Gobierno federal, agregó que se puede atestiguar con oficios incluso, que hay una disminución drástica en la recepción de participaciones.

En este sentido, señaló que se espera no ver afectadas las que corresponden al mes de diciembre, ya que el Gobierno del Estado tiene una serie de compromisos “ineludibles”, como el pago de aguinaldo, lo que significaría, “meterse” en conflictos para sacarlos adelante.

Informó que el pasado lunes se reunió con su equipo de trabajo para proyectar la Ley de Ingresos Estatal de 2020, y adelantó que el Presupuesto de Egresos no trae grandes cambios en comparación al del año anterior.

“Es decir, no nos atrevimos a sobreestimar, como ellos lo están haciendo, porque la realidad de Coahuila es otra y lo que estamos haciendo es tratando de subir la inversión pública, y dejar en el mismo rubro los programas sociales, que no se malinterprete por el año electoral”.

Riquelme Solís subrayó que su gobierno busca que el presupuesto estatal provoque austeridad y se genere un ahorro considerable para mantener el flujo necesario, con prioridad a la obra pública, proyectos de desarrollo, la coordinación con los municipios en el programa “Vamos a Michas”, a fin de generar una derrama económica en los ayuntamientos.

Destacó que se demostrará que Coahuila puede en coordinación con los empresarios, incrementar rubros que de manera directa se vayan a obra de los municipios que más captan, y que en convenio con ellos se establezcan criterios, “que, si el sector empresarial aporta”, se vean mayormente beneficiados.

“No se trata de llorar, se trata de solucionar los problemas de la entidad”, señaló e indicó que los próximos dos años de su administración, son los definitivos para poder avanzar en estos rubros.

Además, explicó que, en el plan de participaciones para el año siguiente, continúa sin proyectarse la disminución de IVA e ISR en la frontera, que sostuvo, afecta a la entidad dentro de la base participable.

Respecto a las bolsas concursables, el mandatario expresó que generalmente llegan en enero, pero se espera todavía que Coahuila pueda ser compensada con lo correspondiente al ramo de seguridad en el próximo mes de diciembre. (ESMERALDA SÁNCHEZ | INFONOR)

 

El periódico con mayor tradición en Saltillo.