Café Político

DIGITALIZAN EL REGISTRO PÚBLICO

Con la finalidad de evitar actos de corrupción y que próximos gobernantes puedan influir en las actividades y movimientos del Registro Público (RP), ante Notarios Públicos, abogados, diputados locales de todos los partidos, empresarios, desarrolladores de vivienda, autoridades catastrales e interesados, el gobernador Miguel Ángel Riquelme puso en marcha la consulta sobre el nuevo modelo digital de dichas oficinas registrales. Con la idea de que se encamine hacia una gran reforma legal, este proyecto contempla la digitalización de todas las escrituras y documentos que acrediten la propiedad de particulares y de empresas, además de sociedades en el estado. Para ello se invertirán 260 millones de pesos. “El objetivo de esta reforma es proteger el patrimonio de los coahuilenses y dar certidumbre jurídica a la población y a quienes vienen a invertir a la entidad”, señaló el Mandatario estatal.

JAVIER LECHUGA

Por su parte Javier Lechuga, Director del Registro Público en el Estado, dijo que el proyecto de modernización y la simplificación administrativa vendrán a beneficiar –sensiblemente– a todos aquellos interesados en que los trámites  caminen con mayor celeridad y con la mayor transparencia. Cabe destacar que  Lechuga es de los funcionarios probos y honestos del cual puede presumir el gobernador MARS. Su paso por los diferentes cargos públicos que ha ocupado, lo confirman como un funcionario que si bien es enérgico y firme, también lo es justo y honorable. Con Javier Lechuga Jiménez Labora al frente del Registro Público digitalizado, se prevé que el proyecto va a ser una garantía para todos aquellos que vayan a tramitar documentación en esas oficinas registrales. Sin duda un gran avance en la materia.

¡¡¡UY, QUE MIEDO!!!

La revista Proceso del pasado sábado trae en su portada la foto de Evo Morales. Y la intitula: “¿Por qué tanto miedo a Evo?”, y como balazo “El asilo que polariza”. Pues no es miedo; es coraje y enojo, es furia e irritación. Por principio de cuentas nunca hubo un “golpe de estado” en Bolivia. Lo que sucedió es que Evo cometió fraude en su cuarta reelección y fue echado del país. Perdió, pero quiso malversar los datos y lo agarraron en la movida. Fue defenestrado. Con los 15 guarras que le pusieron, se demuestra que el Estado Mayor Presidencial no desapareció, sino que hace trabajos especiales para gente especial. Y vaya que Evo no es ningún héroe que merezca un trato digno y diferente. Él es un expresidente que está manchado                                                      –presuntamente– por actividades que hizo en contubernio y maridaje con el narcotráfico y crimen organizado.

LA POLLA DE 500 PESOS

Si bien su gobierno tuvo buenos resultados, también es cierto que nadie puede perpetuarse en el poder. Iba por 18 años y eso no se vale ni en Bolivia ni en México. ¡Ya estuvo! Le dijeron en La Paz, Bolivia; pero no entendió. Finalmente Juan Evo Morales Ayma sale por la puerta de atrás y es echado de su país por querer conculcar la ley electoral, cosa que no le permitieron los bolivianos que en su gran mayoría se opusieron a él. Aquí en México se le da un trato digno de un súper Jefe de Estado. Da declaraciones políticas en los foros en los que se presenta, come en los mejores restaurantes (más exclusivos y más caros), trae 15 guardias del Estado Mayor Presidencial y vive en el Campo Marte, la fortaleza más inexpugnable del país. Y lo peor, que el insano, paranoico y rabioso Gerardo Fernández Noroña ande haciendo una polla de 500 pesos –por cabeza– por cada diputado de Morena y adláteres, para juntarle 158 mil pesos mensuales. Mientras en las redes sociales, un niño subió el mensaje: “en lugar de hacerle la polla a Evo, mejor hágansela a los niños que no tienen ni para comer”. Sin comentarios.

NO CUMPLEN CON EL REGLAMENTO

Continúan las quejas en contra de la Dirección de Tránsito y Vialidad municipal. Huelga decir que esta dependencia es la peor calificada del gobierno de Torreón. En lugar de cumplir con el reglamento que tiene como prioridad el reguardo de la integridad física de las personas tanto de peatones, como conductores y de sus bienes; definir las normas por las cuales ha de regirse el libre tránsito de vehículos; definir la conducta que deben seguir los conductores de autos en circulación por las vialidades del municipio; y establecer –en forma enunciativa más no limitativa–, las normas mínimas en que habrán de basarse la cultura de educación vial, esto los agentes y su director nunca lo han llevado a cabo, ni lo harán. Quizá la directriz que les ha marcado su jefe Pedro Luis Bernal es que los agentes salgan a perseguir automovilistas para que sin el menor recato, multarlos con el cualquier pretexto con la única finalidad de llevar dinero a las arcas municipales. Y eso es lógico ya que cuando Pedro Luis anuncia que ha incrementado el importe por concepto de multas; se presume, se fanfarronea, se muestra alegre y satisfecho como ha sucedido en varias ocasiones en las sesiones del Cabildo.

NO ENTIENDE PEDRO LUIS

Así las cosas. Pedro Luis ha falseado y alterado la función de Tránsito y Vialidad. En lugar de organizar una buena vialidad para el mejor funcionamiento de la ciudad, les clava el diente a los automovilistas para quedar bien con su jefe el alcalde Jorge Zermeño en el entendido de que la administración municipal de Torreón, es un gobierno eminentemente recaudatorio con fines de lucro. En fin.

El periódico con mayor tradición en Saltillo.