DE BUENA FUENTE

QUO VADIS

¿Qué papel jugó el coahuilense Ricardo Mejía Berdeja en la liberación de Ovidio Guzmán, el hijo de Chapo, en la risueña población de Culiacán, Sinaloa?

El político torreonense funge actualmente como subsecretario de seguridad pública federal, y es un hombre muy cercano a Alfonso Durazo, titular de esta dependencia.

Fuentes cercanas, señalan que Ricardo advirtió a Durazo el impacto político nacional e internacional de dejar libre al presunto narcotraficante.

Mejía Berdeja es un hombre sin perfil policial, pero altamente dotado en temas políticos y sociales.

El ex representante de Movimiento Ciudadano cumplió con advertir a su jefe de la maraña de críticas internacionales en contra del gobierno federal, ante la encrucijada de liberar a Ovidio, e incumplir con su extradición a los Estados Unidos.

El Chapito está ahora libre, y el culiacanazo será una de las grandes manchas de la Cuarta Transformación.

Por cierto, Alfonso Durazo tampoco tiene perfil policial.

PISO PAREJO

Esta semana puede que se resuelva el tema de la adjudicación de contratos de carbón ante la Comisión Federal de Electricidad, por parte de productores en la región carbonífera.

El asunto es que se pongan en las reglas del juego a favor de medianos y pequeños productores y se deje afuera a los intermediarios y coyotes, que usufructúan los contratos del mineral.

El nuevo esquema de trabajo, dejará a todos contentos.

CONGRUENCIA

En Monclova, el regreso del notario público Ricardo López Campos a los eventos del Partido Revolucionario Institucional, valida el dicho de que el que avisa, no traiciona.

López Campos, estuvo hace algunos años entre la disyuntiva de apoyar al PRI en la elección municipal y respaldar a su sobrino Alfredo Paredes, por Acción Nacional.

Ricardo eligió a la familia, y avisó con tiempo de su decisión al Comité Ejecutivo del PRI, que entendió su postura personal.

Sin embargo, y tras el triunfo de Alfredo, algunos representantes del PRI monclovense, como Pablo González, lo tildaron de traidor y promovieron su expulsión del organismo político acerero.

El tiempo puso las cosas en su lugar, y Ricardo ahora goza de las deferencias del líder estatal Rigo Fuentes y del respeto de la clase priista comarcana.

Más aún, puede que sea candidato tricolor a diputado local con cabecera en Monclova, y seguramente el alcalde Alfredo Paredes, le va a regresar la copa.