Más de 1.300 civiles asesinados en primer semestre de 2019 en Afganistán

(Xinhua/Rahmatullah Alizadah)

Kabul.- Los civiles continúan siendo los más afectados por el conflicto armado en Afganistán y tan solo en el primer semestre de este año 1.366 fueron asesinados y 2.446 más resultaron heridos en incidentes relacionados con la guerra, aseguró este martes una misión de la ONU.

«Si bien el número de civiles muertos y heridos es un 27 por ciento inferior al mismo período en 2018, año que registró un número récord de víctimas civiles, la ONU observa con preocupación patrones inquietantes como el aumento del 27 por ciento en las muertes de civiles en el segundo trimestre de 2019 en comparación con el primero», señaló en un comunicado la Misión de Asistencia de la ONU en Afganistán (Unama), citando su informe de mitad de año.

La ONU acogió con beneplácito la reducción de las bajas civiles del 1 de enero al 30 de junio de este año, pero sigue considerando el nivel de daño causado a los civiles como impactante e inaceptable, se lee en el comunicado.

«La Unama reconoce que las partes han anunciado mayores esfuerzos para reducir las bajas civiles, pero son insuficientes. Hay que hacer más», indicó el comunicado.

«Todos escucharon el mensaje alto y claro de los delegados afganos en las conversaciones de Doha: ‘¡Reducir las bajas civiles a cero!'», apuntó Tadamichi Yamamoto, enviado especial de la ONU y jefe de la Unama en el mensaje.

«Instamos a todas las partes a prestar atención a este imperativo y a responder al llamado de los afganos para que se tomen medidas inmediatas para reducir el terrible daño que se inflige», dijo.

Según la declaración, los combates en tierra y los enfrentamientos siguieron siendo la principal causa de víctimas civiles, seguidos del uso de dispositivos explosivos improvisados (IED, por sus siglas en inglés), principalmente en ataques no suicidas.

«Las mujeres continúan siendo desproporcionadamente afectadas por el conflicto armado en Afganistán. Hasta el 30 de junio de 2019, el conflicto causó 430 mujeres víctimas (144 muertes y 286 heridos), una disminución del 22 por ciento en comparación con el mismo período en 2018», indicó el comunicado.

Durante el período, 327 niños también fueron asesinados y 880 niños resultaron heridos, lo que convierte a los menores de edad en «la gran mayoría (84 por ciento) de todas las víctimas civiles de los restos explosivos de guerra».

La misión ha atribuido el 52 por ciento de las víctimas civiles a los talibanes y otros grupos insurgentes, el 37 por ciento a las fuerzas de seguridad, mientras que 11 por ciento restante no se atribuido a ningún grupo o fue causado por otras razones. (XINHUA)