ACONTECER

0
214

FRANCISCO J. DE LA PEÑA

LO PUSO EN SU LUGAR 

Para que vean que no todos los reporteros que acuden a las ruedas de prensa de AMLO son paleros y levanta dedos, el saltillense ARTURO RODRÍGUEZ, ex colaborador de El Heraldo y quien desde hace años trabaja en la revista Proceso, le dio éste lunes una lección de periodismo a LÓPEZ OBRADOR y de forma elegante pero precisa lo puso en su lugar no una, sino al menos en tres ocasiones.

Después de ser cuestionado sobre las acusaciones que pesan en contra de su amigo RICARDO SALINAS PLIEGO, propietario de Tv Azteca, AMLO se quejó en la rueda de prensa –como siempre- de los medios de comunicación que son críticos a su gestión –los fifís, como él insiste en calificarlos-, acusándolos de no haber dicho nada durante el periodo neo liberal (tema que lo tiene acomplejado)  y puso como ejemplo que Proceso, según él, no lo ha tratado muy bien.

Pero Arturo no se quedó callado, y lejos de ello, le replicó a AMLO con argumentos contundentes: “No es papel de los medios portarse bien con nadie, señor presidente”, le respondió respetuosamente, provocando la molestia del oriundo de Macuspana.

Luego, cuando López comenzó a quejarse de que los periodistas sólo se dedican a criticar, en vez de sumarse a sus acciones transformadoras, Arturo le respondió “es información presidente”. López lo interrumpió y lo acusó de que algunos periodistas se dedican a editorializar para afectar la transformación, y fue aquí cuando el reportero de Proceso le aplicó un gancho al hígado y lo dejó knock out al contestarle: “Editorializar también es tomar partido, (pero) usted pide que editorialicen nada más a favor de usted”.

Bien por Arturo. Ningún periodista se había atrevido a decirle de frente lo que el saltillense le dijo. La intolerancia de AMLO salió a relucir una vez más, y es posible que en las próximas “mañaneras” a Arturo le nieguen el acceso. Pero por lo pronto, no se quedó callado y dijo lo que tenía que decir.

NO QUIERE COMPETENCIA

No le cayó nada bien a ARMANDO GUADIANA el auto destape que, a través de ésta misma columna, hiciera la semana pasada el ex secretario de fomento agropecuario de Coahuila, NOÉ GARZA FLORES, quien dijo que va a buscar ser el candidato de Morena a la gubernatura.

Y es que Guadiana se siente con derecho a ser él quien ocupe esa posición, y tiene razón, ya que desde hace muchos años fue de los primeros en sumarse al movimiento de AMLO, y, hasta dónde se sabe, además le invirtió mucho dinero en sus múltiples campañas.

Pero Guadiana –al igual que Noé- tiene en su contra la edad. Ya no es un chamaco, y de aquí a que se llegue la hora de la próxima elección, tal vez ya no esté en condiciones de andar en campaña por todo el estado…Además, Guadiana es de los pocos que se ha atrevido a llevarle la contra en múltiples ocasiones a AMLO, y es bien sabido que al tabasqueño no le gusta que nadie lo contradiga…Pero el plan b de Guadiana se llama Reyes y se apellida Flores Hurtado…en cambio a Noé, ni en el radar lo traía, hasta que éste mismo asomó la cabeza…

LINEA MORADA

Parece que ahora si va en serio la conclusión de la Línea Morada, que permitirá que el agua tratada de Saltillo le pueda ser vendida a las empresas instaladas en los parques industriales de Ramos Arizpe.

Este proyecto trae muchísimas ventajas. Para las empresas, porque podrán adquirir agua a una tarifa inferior que lo que pagan actualmente. Para Saltillo, porque obtendrá un ingreso importante. Y para Ramos Arizpe, porque a partir de que las empresas comiencen a utilizar agua tratada, dejarán de extraer agua del subsuelo, lo cual beneficia a la recuperación de los mantos acuíferos.

El proyecto lo traen JERICÓ ABRAMO y ANTONIO NERIO, y se supone que la primera etapa de la Línea podrá inaugurarse éste próximo mes de agosto…

[email protected]