ACONTECER

HABILIDAD POLÍTICA

Cuando estaba en plena campaña por la gubernatura de Coahuila, alguien me dijo: la principal cualidad de MIGUEL RIQUELME es su habilidad para hacer política de alto nivel, alcanzar acuerdos y generar armonía.

Esa persona tuvo razón. En lo que va de su administración, Riquelme no ha tenido un sólo conflicto político que valga la pena comentar. Ha sabido llevar una relación armónica con sus aliados, pero también con sus adversarios. A ningún gobernador antes que él le había tocado lidiar con un líder del Congreso de oposición, y con alcaldes también de oposición en cuatro de los cinco municipios más poblados del estado: Torreón, Monclova, Piedras Negras y Acuña.

Sin embargo, con todos ellos lleva una magnífica relación. A todos les ha sabido dar su lugar y los ha tratado con respeto absoluto. Y el resultado es claro: el ambiente político que se respira en Coahuila es de armonía y tranquilidad.

COMO SI FUERAN COMPADRES

Esta misma habilidad de Miguel salió a relucir durante todo el fin de semana. Muchos habrían apostado a un posible choque entre el gobernador y el presidente LÓPEZ OBRADOR; pero, en lugar de eso, hubo de parte del primero un trato cordial, afectuoso y respetuoso; y de parte del segundo un amplio reconocimiento al trabajo realizado por Riquelme y a su disponibilidad de avanzar juntos, como aliados. Hubo momentos en la gira presidencial de tres días, en que hasta parecían compadres.

Esto permitió que se lograran buenos acuerdos, como el que hubo con los productores de carbón, y que a final de cuentas, los grandes ganadores de esta buena relación entre ambos mandatarios lo seamos los coahuilenses. Esperamos que vengan cosas buenas para el estado.

VESTIDOS Y ALBOROTADOS

En el municipio de General Cepeda, de forma repentina esta semana falleció don JOSÉ GARCÍA SÁNCHEZ, para más señas, el titular de la única Oficialía del Registro Civil en la cabecera municipal.

Tres bodas tenía programadas don José para éste fin de semana, pero ante su repentino fallecimiento, los novios se quedaron vestidos y alborotados. Muy pronto se tendrá que nombrar a su reemplazo. Su propia hija, quien era su brazo derecho en la Oficialía, ya levantó la mano para hacerse cargo. La decisión está en manos del gobernador, pero a quien le corresponde hacer la propuesta es al Secretario de Gobierno, CHEMA FRAUSTRO.

PURO ALBOROTO

La apertura del nuevo CEFERESO en la comunidad de Mesillas, en Ramos Arizpe, se ha convertido de pronto en un nuevo “filón” para que la Diócesis de Saltillo tenga nuevos temas para crear conflictos y escándalos dónde no los hay.

Pero ahora no fue RAÚL VERA el que acaparó los reflectores, sino el sacerdote norteamericano ROBERT COOGAN, encargado de la pastoral penitenciaria de la Diócesis, quien, en una entrevista con el semanario Proceso, denunció -sin presentar una sola prueba- supuestos actos de tortura en contra de los más de 500 nuevos internos que llegaron a ese lugar procedentes de las Islas Marías.

El estilo de Coogan para llamar la atención es exactamente el mismo que el de su maestro Vera. Pero, como en el cuento de Pedrito y el Lobo, sabedor de que aquí en Coahuila ya son pocos los medios que se tragan sus historias han tenido que recurrir a revistas como Proceso, en dónde todavía les creen todo y hasta se los publican como si fuera cosa juzgada.

paco1533@prodigy.net.mx