CAFÉ POLÍTICO

0
405

TRATADO SANTA MARÍA-CALATRAVA

¿Qué no hubo quien le dijera al presidente Andrés Manuel López Obrador que existe un Tratado de nombre Santa María-Calatrava que data de hace                                               183 años?

Este es un tratado de paz y amistad cuyo principal objetivo es; “olvidar para siempre las pasadas diferencias y disecciones por las cuales desgraciadamente han estado tanto tiempo interrumpidas las relaciones de amistad y buena armonía entre ambos pueblos” y para establecer las relaciones diplomáticas entre ambas naciones. “Llamados naturalmente a llamarse como hermanos por sus antiguos vínculos de unión, de identidad de origen, y de recíprocos intereses, han resuelto, en beneficio mutuo, restablecer y asegurar permanentemente dichas relaciones por medio de un tratado definitivo de paz y amistad sincera”, destaca el acuerdo.

 

“RECONCILIACIÓN HISTÓRICA”

Al celebrarse este Tratado definitivo de paz y amistad, no era necesario emplazar a España a que pidiera perdón. Este tratado que data de 1836 marcó el fin de las hostilidades entre los dos países al reconocer España la independencia de México. Y con ello se hermano la reconciliación histórica que ahora desea AMLO. Cabe destacar que no es tanto la conquista quien ha dejado heridas abiertas por la “espada y la cruz”, sino es el presidente López Obrador el que las ha abierto por todo el país.

A raíz de que ganó la elección en julio pasado y debido a su discurso belicoso y hostil que nos da todos los días, Andrés Manuel ha segregado el país en dos bandos. En los liberales (que de liberal él no tiene nada); y los fifís y conservadores que integran la mafia del poder; el PRIAN, que de esta fea simbiosis se ha conformado su equipo de trabajo. Debe estar enterado el Presidente de México, o mejor dicho, le tuvieron que decir y couchear su esposa Beatríz Gutiérrez Müller y Paco Ignacio Taibo II (sus historiadores) que hablar de la conquista es tocar fibras muy sensibles de nuestra historia. Es un tema polémico de la era moderna cuya posición que uno tome frente a la conquista, implica una definición, intelectual de hondas consecuencias ya que existen –lógico– posiciones encontradas. Es decir, México y los mexicanos no estamos para desenterrar muertos y volver al pasado. México necesita caminar hacia delante, requerimos de la concordia y unidad no solo entre los mexicanos, sino con las demás naciones del mundo. Ojalá y que AMLO reconsidere el camino y que en lugar de que pretenda durar 2 años preparando la “reconciliación histórica”, mejor los dedique a optimizar la economía y seguridad que tanto necesitamos.

 

EL CÍNICO LARA

En tema local. Vaya cinismo y descaro del secretario del Ayuntamiento, Sergio Lara, al señalar que no hubo huida (estampida) el viernes pasado cuando una marcha de 900 estudiantes y gente del pueblo se acercaban al edificio para entregarle un pliego petitorio al alcalde en donde piden cancelar el  incremento del pasaje. Lara Galván, quien cree que la ciudadanía no tiene inteligencia y sentido común, insiste en que los Bomberos y Protección Civil acudieron al edificio de la presidencia para darle mantenimiento. Pero de acuerdo  a las bitácoras de estas dos dependencias, ese día nunca se pararon ahí, por lo que no hubo mantenimiento como dice el pícaro, y falaz Sergio. En lugar de que Jorge Zermeño y sus más cercanos den la cara para solucionar la problemática que tanto aqueja a la comunidad, prefirieron evadirse de sus responsabilidades. Cabe desatacar que estudiantes de diversas facultades acudieron a las oficinas del Tribunal de Justicia Municipal en donde presentaron Recurso de Inconformidad en contra de la autoridad que emitió el acto (incremento) y que en este caso es el gobierno municipal.

 

CHUY DE LA GARZA

Ahora bien. Otra fea bronca se le viene encima a Zermeño. Mire usted; Jesús de la Garza Villarreal, presidente del ‘Consejo Morelos Centro Histórico’ A.C. dijo que el Ayuntamiento dispuso y destinó poco más de 17 millones de pesos, en obras que nada tiene que ver con el Centro Histórico. “Obras que no son de uso común, ni de área pública y que se hicieron en interiores de instalaciones que pertenecen al Municipio como lo son la Funeraria del DIF, la Escuela Municipal de Danza Contemporánea y el antiguo edificio del Banco de México”, señaló muy molesto. Don Jesús, un empresario respetable que en el gobierno municipal de Panchito Madero (1975-1978) fue tesorero municipal, acometió contra JZI a quien acusa de un supuesto desvío de recursos referente a lo recaudado a través del Impuesto Predial (2018) y que nunca se aplicaron para mantenimiento y conservación del Centro Histórico.

 

ETIQUETADOS PARA EL CENTRO HISTÓRICO

Huelga decir que algún vivillo que nunca falta en el equipo del alcalde, fue el que destinó, por sus pistolas, como distribuir los más de 17 millones de pesos. Y aunque Usted no lo crea, algunos funcionarios señalan que el que manejo esa lana fue Antonio Loera (a) “Atila”. De ahí que de acuerdo a su desparpajado perfil, haya derrochado y casi tirado a la basura una importante cantidad de dinero que estaban (están) etiquetados para el Centro Histórico. Y lo que son las cosas, aún no termina Zermeño de cerrar un frente, cuando ya le abrieron otro; y todo por su pésimo gobierno y sus pésimos colaboradores. «Fue un engaño, yo considero que el licenciado Zermeño es la autoridad que más daño ha causado al Centro Histórico  que está en completo abandono», señaló Chuy de la Garza, para luego abundar, “hemos sido engañados porque esa contribución no ha sido destinada al Centro Histórico. Consideramos que hay un desvío de recursos que representa responsabilidad penal”, sentenció. Por cierto, a este otro movimiento en contra del alcalde torreones se han sumado los integrantes del Movimiento Nacional de la Esperanza que comanda Víctor Alducin. Así las cosas; De la Garza presentó juicio de garantías cuyo expediente es el 83/2019 –Juez Cuarto de Distrito en La Laguna–, para denunciar que los 17 millones de pesos que se dispusieron, no fueron para la conservación del Centro Histórico, sino que fueron destinados a capricho de unos cuantos funcionarios municipales que dicho sea de paso; han de haber hecho su agosto en pleno marzo.

 

EN LA CANACO

Carajo. Sin duda antier no fue el día del jefe de la comuna política Torreones. Al mediodía en la sede de la Cámara de Comercio, el Consejo Directivo recibió a Zermeño después de 15 meses de no haberse parado ahí a escuchar sus peticiones. El dirigente de los comerciantes Jorge Cuerda Serna se quejó ante el edil de que no existen puentes de comunicación por lo que la interlocución entre gobierno y comerciantes no existe. Cuerda señaló que muchas de las veces las autoridades se encierran, se aíslan, no dan la cara, por lo que la problemática se agudiza. Además, los comerciantes reclamaron de la administración municipal el que se hayan incrementado los robos a comercios; la clausura de anuncios y el propósito recaudador de cobrar por ellos; la ojeriza de los elementos de vialidad y policiales que un día sí y otro también flagelan y castigan a los comerciantes; el abandono del Centro Histórico; la instalación desmedida de semáforos y señales viales en lugares en donde no deben ubicarse; entre otros asuntos que deben estar en la agenda municipal.

 

“MAL INICIA LA SEMANA PARA EL QUE AHORCAN EN LUNES”.

Por cierto, los miembros de la CANACO Torreón le pidieron a Zermeño que se hiciera acompañar de sus principales colaboradores, pero solo acudió con el jefazo de la policía Primo Francisco García Cervantes y de la síndica Mayela Ramírez Sordo. Al final los comerciantes le reclamaron al alcalde el que no haya inversiones y desarrollo económico. Incluso le dijeron que fue un error el haber clausurado –prácticamente– la Dirección General de Desarrollo Económico y Turismo. En fin, un pésimo inicio pues como dice el dicho popular: “Mal inicia la semana para el que ahorcan en lunes”.