Desde hace 50 años, ofrece “Panadería Don Chuy” roscas de Reyes elaboradas artesanalmente 

Ubicada en la colonia Agua Nueva, en la prolongación del bulevar Otilio González, justo bajo un puente peatonal, la Panadería “Don Chuy” conserva la tradición artesanal en la elaboración de la típica Rosca de Reyes, siendo una excelente opción para adquirir este producto a repartirse después de la llegada de los “Reyes Magos”.

“El sabor de la rosca proviene de recetas originales de hace aproximadamente 50 años de antigüedad. La panadería es un negocio familiar que viene desde mis bisabuelos, abuelos y mi papá. Nuestras roscas son hechas a mano desde la preparación de la masa”, dijo en entrevista con El Heraldo, Lucía Orta, miembro del equipo de trabajo de la panadería.

Haciendo gala de calidad y sabor excepcional, este negocio netamente saltillense, invita a los consumidores a comprar sus roscas en espacios locales para de esta forma apoyar a la economía de la ciudad, la cual se ve amenazada por las grandes cadenas comerciales trasnacionales que desde los primeros días de este mes, comenzaron a ofertar roscas de manera comercial.

“Nuestras roscas se cuecen en hornos de barro antiguos, este procedimiento dura entre 30 y 40 minutos. Las roscas no tienen conservadores a comparación de las que venden en supermercados grandes. Los invitamos a que consuman los productos locales, a que no pierdan las tradiciones y que nos ayuden a los negocios locales de Saltillo”, mencionó.

“Don Chuy”, que también recibe pedidos al teléfono 844 218 0018, maneja roscas de Reyes a precios accesibles que abarcan los $240.00 pesos, en tamaño familiar; $160.00 pesos, la grande; y $90.00 pesos, la mediana. (OMAR SOTO