Reconstrucción en áreas de sismo y tsunami en Indonesia empezará en noviembre

(Xinhua/Agung Kuncahya B.) 

Yakarta.- Indonesia empezará el próximo mes un programa de rehabilitación y reconstrucción en las áreas devastadas por sismos y un tsunami en la provincia de Sulawesi Central, anunció este martes en Yakarta el vicepresidente Jusuf Kalla.

Sismos fuertes y poco profundos con magnitudes de 6,0, 7,4 y 6,1 y un consecuente tsunami con oleaje de hasta tres metros de altura afectaron la provincia el 28 de septiembre, provocando daños masivos a casas, edificios e infraestructura.

La peor destrucción ocurrió en la capital provincial Palu y en el distrito de Donggala.

«La rehabilitación empezará el próximo mes. Los trabajos incluirán el establecimiento de albergues temporales junto con la construcción de escuelas, mezquitas, edificios de oficinas y viviendas», dijo el vicepresidente.

La rehabilitación y reconstrucción se llevará a cabo en unos de dos años y se dividirá en dos fases, dijo Kalla.

 (Xinhua/Wang Shen) 

La primera fase será la construcción de asentamientos temporales como albergues para los sobrevivientes cuyas casas fueron destruidas, y después se hará la rehabilitación y reconstrucción de viviendas y edificios dañados por el desastre natural, añadió.

Sobre la ayuda extranjera, el vicepresidente señaló que en primer término se utilizará para los próximos programas de rehabilitación y de reconstrucción.

Hasta ahora, unas 26 naciones han ofrecido asistencia al gobierno de Indonesia, algunas de las cuales han enviado su ayuda, entre ellas China, Japón, Francia, Suiza, indicó la agencia nacional de manejo de desastres.

 (Xinhua/Zulkarnain) 

Los sismos y el tsunami provocaron la muerte a por lo menos 2.010 personas, dejaron a unos 5.000 desaparecidos y provocaron daños masivos y una enorme evacuación, reveló la agencia.

Datos de la agencia señalan que 67.310 casas, 2.736 escuelas y 20 instalaciones de salud además de veintenas de instalaciones de infraestructura, incluyendo puentes y el aeropuerto, quedaron devastados.

Unas 82.775 personas se vieron forzadas a escapar de los mortales desastres naturales y se encuentran viviendo en campamentos o bajo lonas en más de 100 centros de evacuación, señaló. (XINHUA)

 

Comments are closed.