Los Beneficios de la Responsabilidad Social Universitaria

 

Estrella Ludivina Ruiz Saucedo

Alumna de la Facultad de Mercadotecnia, U.A. de C.

 

La mayoría de la gente conoce el término de Responsabilidad Social Empresarial, el cual hace referencia a las empresas que buscan crear conciencia y compromiso hacia el medio ambiente y la sociedad. Pero muy pocos han escuchado hablar de la Responsabilidad Social Universitaria (RSU), término que hace énfasis en las universidades, organizaciones de vital importancia en nuestra sociedad.

RSU es un término que se implementó en el año 2000 en América Latina y que se ha ido utilizando y aplicando con base a investigaciones y esfuerzos por cambiar la forma de pensar de las universitarios. Por lo que RSU tiene como objetivo generar un compromiso de fomentar valores y principios para un desempeño personal y académico, tomar en cuenta una nueva forma de educación e implementación de normas e ideas para formar profesionales interesados en cuidar el medio ambiente y comprometidos con el desarrollo del país y la sociedad.

François Vallaeys es un profesor e investigador francés dedicado al estudio de la Responsabilidad Social, quien se ha enfocado en asesorar y poner en práctica la RSU en varias universidades de América Latina.

Pero ¿qué es la RSU?, según François Vallaeys: “La Universidad tiene, por supuesto, un impacto directo sobre la formación de los jóvenes y profesionales, su manera de entender e interpretar el mundo, comportarse en él y valorar ciertas cosas en su vida”. “La Responsabilidad Social Universitaria es una política de gestión de la calidad ética de la Universidad que busca alinear sus cuatro procesos (gestión, docencia, investigación, extensión) con la misión universitaria, sus valores y compromiso social, mediante el logro de la congruencia institucional, la transparencia y la participación dialógica de toda la comunidad universitaria (autoridades, estudiantes, docentes, administrativos) con los múltiples actores sociales interesados en el buen desempeño universitario y necesitados de él, para la transformación efectiva de la sociedad hacia la solución de sus problemas de exclusión, inequidad, y sostenibilidad.”

Implementar un programa de RSU en nuestras universidades tendría muchos beneficios, tanto para estudiantes como para los docentes y el personal administrativo.

Se tendría un campus responsable, con comportamiento ético y ejemplar; esto quiere decir que se seguirían reglas e instrucciones que se den por parte de los coordinadores del programa de RSU. Esto es con el fin de que estudiantes y docentes aprendan se involucren en acciones de cuidado del medio ambiente, conducta ética, respeto hacia los demás, y valores democráticos, entre otros. Al vivir y practicar diariamente estas buenas formas de interacción interpersonal, aprenden normas de convivencia éticas, que poco a poco irán permeando primero a las familias, y posteriormente a la sociedad en su conjunto.

Se seguiría una educación no solo académica sino que será una formación humana y de un profesional responsable. Al incluir a los estudiantes en actividades y talleres de responsabilidad social se puede construir una relación cercana con los problemas ecológicos, económicos y sociales de la comunidad en la que la universidad está inmersa. Logrando así, que ellos sean voceros hacia otros jóvenes y sean más las personas interesadas en el tema.

Al hacer uso de tecnologías y tener a personas que den orientación de cómo hacer buenas investigaciones, se crea un conocimiento más amplio y conlleva a la realización de prácticas y el uso responsable de las mismas. Se pueden establecer programas sociales a través de planes establecidos con organizaciones externas y poner en práctica el conocimiento científico para dar solución a problemáticas locales, y difundir las ideas obtenidas.

Sería interesante que nuestra Máxima Casa de Estudios abriera un espacio para diseñar programas de RSU en los que se involucre a estudiantes, docentes y personal administrativo e invitara a expertos para iniciar proyectos de desarrollo social; y así, tanto los invitados como los estudiantes y docentes puedan aprender de ciertos temas juntos e intercambiar ideas y opiniones. Este sería el beneficio de un aprendizaje mutuo, capacitar para participar en tu entorno social.

Muchos creen que implementar este sistema en las universidades es complicado y difícil, pero si se lleva la metodología sugerida por los expertos; y se implementa el uso de las tecnologías correctas se puede conseguir; logrando así que, con la práctica y dedicación constantes, estudiantes y docentes aprendan a ser responsables y no solo en el ámbito escolar; ser responsables con su comunidad, con sus acciones, con el medio ambiente, entre otros. Se podrán formar individuos capaces de mejorar la calidad de vida de hoy y en el futuro.

 

Email: ludy2596@gmail.com

Comments are closed.