NOMÁS UNA

 BETO MORALES 

¡Ahí va el agua!

          Esta época de lluvias se ha visto con mayor intensidad que en otros años la fuerza del agua, inundaciones en distintos puntos de la ciudad, problemas de vialidad, asfalto levantado, vehículos arrastrados por el agua, y por supuesto, rescates nunca antes vistos por la policía municipal de Saltillo. Es indudable que la fuerza del agua se debe a los cambios climáticos que tenemos en el mundo y en nuestro medio ambiente, aunque también, el crecimiento demográfico ha influido a tener los problemas que tenemos hoy en día.

Vialidades que jamás habían tenido problema de inundaciones, hoy las tienen, colonias que no tenían preocupación por la fuerza y trayectoria del la misma, hoy sufren los estragos que dejan las torrenciales lluvias que nos azotan.

¿Pero qué pasa?

La corrupción de administraciones municipales, el compadrazgo, la falta de gente profesional en dependencias relacionadas con estos temas de desarrollo urbano, ecología, obras públicas, han provocado tener estos problemas hoy en día. El motivo es tan sencillo, pero a la vez tan complicado por el daño colateral que ocasiona. El permitir la obras y construcciones en causes de arroyo, la autorización de desvió de causes naturales para la construcción de viviendas (como si no hubiera suficientes terrenos libres en Saltillo), la necedad y la ambición de todos construir en la misma zona, por unos cuantos pesos por debajo del agua dan la autorización para construcciones que afectan los causes naturales del agua en la ciudad.

ES necesario que el alcalde Manolo Jiménez, de la mano del director de Desarrollo Urbano Andrés Garza, hagan un análisis, estudio, plan, y lo que sea necesario para darle solución a este tema. Hacía años que el V. Carranza no se veía con esa fuerza y esa cantidad de agua corriendo, ¡ese no es el cauce natural!, el centro de la ciudad colapsado, y del norte ni hablamos, mi alcalde, y le digo mi alcalde porque voté por él. Muchos saltillenses estarían agradecidos si le entra también a este tema que es parte fundamental para llevar a nuestra ciudad hacia donde esta trabajando, al siguiente nivel.

 

¿SE QUEDA O SE VA?

El que debe andar tanteando las aguas pero al interior de su partido, el PRI Coahuila, es su dirigente estatal, Rodrigo Fuentes, y es que prácticamente tiene encima el próximo consejo político, donde los priistas van a decidir si se queda o se va. Una nada honrosa actuación al frente del tricolor ha tenido el presidente estatal. Al contrario, no ha figurado por más que lo ha intentado, es un líder gris que además tiene en descontento a una gran cantidad de priistas y afines en la entidad, y no solo por su actitud falta de trabajo y compromisos, sino también por los resultadazos que tuvo en la pasada elección, donde se le fueron de las manos, municipios que toda la vida habían sido priistas, y que ahora se han perdido, y de las diputaciones federal y senadurías ni hablar, porque lo único que hizo el PRI en las pasadas elecciones fue el ridículo, perdiendo de esa manera, logrando solo una diputación, la de Fernando “Diablo” de las Fuentes, y los resultados aplastantes que se dieron en Saltillo y Ramos, que créame, no fue por el trabajo de su líder partidista, fue por quienes operan realmente el voto, así como los candidatos que si se pusieron a jalar, no como la exlíder priista Verónica Martínez, que ya disfruta de las mieles de su candidatura plurinominal.

A lo importante que decidirán los priistas a finales de Septiembre. ¿Se queda o se va Rigo? ¿Quién llega al PRI Coahuila? ¿Quien es su gallo?  Yo ya tengo mi terna.

 

NI SOY DE AQUÍ, NI SOY DE ALLA.

El que anda haciéndole al Harry Potter es Marcelo Torres Cofiño, diputado local en Coahuila y Dirigente Nacional de su partido, el Acción Nacional, y es que prácticamente no ha estado en ninguna de las sesiones  que ha tenido el congreso en esta legislatura para poder atender sus obligaciones en el comité ejecutivo nacional del PAN, pero dice que sí ha estado, no en todas, pero que sí, y que además está dentro de la ley que se ausente, bueno pues, o está o no está, decídase mi diputado, ahora le pregunto: ¿cuál seria su postura si un diputado de una bancada distinta a la suya estuviera en su lugar? Estoy seguro de que lo crucificaría, pero bueno, quienes votaron por Marcelo Torres están en la duda si tienen o no diputado, ¿o qué? o ¿cómo le hace para estar en 2 lugares al mismo tiempo? Con razón las diputaciones están tan peleadas, no haces nada, no vas, te pagan, y no pasa nada. ¡Yo quiero ser diputado!

Y la otra, deberá tener cuidado con quienes hace alianzas en su partido, aquí en el estado seria un error de su parte confiar en Memo “perdí 2 seguidas” Anaya, porque si le dan tantito control del PAN en el estado, en una de esas hasta se nos hace candidato otra vez a la gubernatura en 5 años, imagínese “Los Moreira ya se van, no vamos a permitir que nos sigan robando… el cambio por fin ha llegado, bla, bla, bla, el mismo disco rayado de siempre, ¡otra vez! No, por favor Marcelo, ahí te encargo el PAN Coahuila, no se lo sueltes.

 

 

Facebook Beto Morales

 

Twitter @betomorales_

beto_mol@hotmail.com

 

 

Comments are closed.