«El Chapo» podría pedir un retraso de su juicio en Nueva York

(Xinhua/DEA) 

Por Sara Barderas

Nueva York.- A falta de dos meses y medio para la fecha de inicio del juicio en su contra en una corte federal de Nueva York, el narcotraficante mexicano Joaquín «El Chapo» Guzmán evalúa la posibilidad de pedir un aplazamiento del proceso.

El ex jefe del cártel de Sinaloa vuelve a comparecer este martes en la corte neoyorquina del Distrito Este en una nueva vista oral preparatoria del juicio y su abogado asegura que dependiendo de las pruebas que presente próximamente la fiscalía, puede ser necesario que el inicio del proceso se retrase para poder estudiarlas y ver si pueden servir a la defensa de Guzmán.

La fecha oficial para la selección de los 12 miembros del jurado -que será anónimo y estará custodiado- es el 5 de septiembre y el arranque en sí del juicio, el 15 de septiembre en esa corte del barrio neoyorquino de Brooklyn.

Estados Unidos acusa a «El Chapo» de introducir toneladas de droga en el país al frente de lo que el Departamento del Tesoro calificó como un «imperio criminal» de tráfico de cocaína, marihuana, heroína y metanfetaminas.

La posibilidad de que tenga que pasar el resto de su vida en una cárcel estadounidense es alta. En Nueva York hay 17 cargos contra él, el principal de ellos de manejo de organización criminal. Ninguno es un delito de sangre, pero basta que sea considerado culpable en uno para que pueda ser condenado a cadena perpetua.

El abogado de «El Chapo», Eduardo Balarezo, se queja de que el Gobierno -es decir, los fiscales- está revelando información obtenida de testimonios y que obra en su poder desde hace tiempo y que podría ayudarlo a exculpar a su cliente.

«Dependiendo de las revelaciones adicionales que se espera que haga el Gobierno, podría ser necesario un aplazamiento del juicio para poder investigar las revelaciones y determinar si pueden ser usadas en la defensa del señor Guzmán», indica el abogado en la agenda previa que él y la fiscalía hicieron llegar al juez Brian Cogan de cara a la vista oral del martes.

Balarezo habla de «una cantidad sustancial» de evidencias procedentes de «numerosos testigos potenciales» que podría ayudar a «El Chapo» y se queja de «la muy tardía» revelación. Bajo la ley estadounidense, la fiscalía tiene la obligación de revelar cualquier evidencia que pudiera servir a la defensa de un acusado. «No lo están haciendo», dice Balarezo a dpa. El letrado confía en un pronunciamiento al respecto del juez Cogan el martes.

«El Chapo» fue extraditado desde México el 19 de enero de 2017 y desde entonces espera el juicio en aislamiento en una prisión de Manhattan, de la que lo sacan en medio de un gran dispositivo de seguridad cada vez que tiene que acudir a una vista oral.

El abogado del narco presentó a principios de mayo una moción solicitando un cambio de jurisdicción del proceso alegando que el cruce del famoso puente Brooklyn puede jugar en contra de su cliente. La cárcel en la que se encuentra «El Chapo» está en un extremo y la corte, en el otro.

El ex jefe del cártel de Sinaloa escapó dos veces de las prisiones en las que se encontraba en México y para asegurar que eso no ocurre en Estados Unidos, cada vez que el mexicano es llevado ante el juez, se corta el puente mientras un helicóptero sobrevuela, entre otras medidas del férreo dispositivo de seguridad.

Balarezo teme que el «espectáculo de un convoy armado con múltiples vehículos y el cierre del puente de Brooklyn» den al jurado la imagen de que su cliente es culpable. Pide por ello que el juicio sea llevado a la Corte Federal del Distrito Sur de Nueva York, en Manhattan, junto a la prisión en la que está Guzmán, o a la ciudad de Filadelfia, en Pensilvania, donde hay otro centro penitenciario de máxima seguridad como el que alberga al narco en Nueva York. «Sería lo mismo: mismo juez, mismos fiscales, solo cambiaría el edificio, pero evitaríamos el espectáculo», dice a dpa el abogado.

En la agenda entregada al juez antes de la vista oral de este martes, el letrado le pide una decisión pronta sobre este tema.

En estas comparecencias, a las que asiste «El Chapo» con su abogado y los fiscales, es donde se va preparando el juicio. La estimación de la fiscalía es que dure cuatro meses. Si no hay aplazamiento, concluiría a mediados de enero, coincidiendo con el segundo aniversario de la extradición de «El Chapo». (DPA)