Temer afirma que investigación en su contra es una «persecución criminal»

 (Xinhua/Rahel Patrasso) 

Brasilia.- El presidente brasileño, Michel Temer, aseguró este viernes que una investigación de la Policía Federal en su contra es una «persecución criminal», y que la sospechosa de que lavó dinero a través de inmuebles no tiene «sentido».

En una declaración a la prensa en el Palacio de Planalto, Temer dijo que se convirtió en blanco de mentiras que alcanzan su honor y su familia, al tiempo que «personas de mala fe» intentan «desmoralizar la figura del presidente de la República».

En un discurso de 14 minutos, Temer afirmó sufrir una «persecución criminal encubierta de investigación», en referencia a un reportaje que sacó un medio local sobre un caso de la Policía, donde se sospecha que Temer lavó dinero de sobornos en inmuebles de la familia.

«Vengo aquí una vez más para protestar contra mentiras que se lanzan contra mi honor», enfatizó el presidente.

«No se trata de mentiras asociadas a mi posición, es contra mi honor y, peor aún, mentiras que afectan a mi familia y mi hijo que tiene hoy nueve años de edad; yo trabajo desde hace casi 60 años», señaló.

«Sólo un irresponsable y malintencionado se atrevería a tratar de incriminar a mi familia, mi hija, mi hijo de nueve años, como lavadores de dinero», dijo.

«Decir que lavé dinero en una casa alquilada. Decir que gasté dos millones de reales. ¿En qué mundo estamos? Digo a los señores que es revuelta, es un disparate», enfatizó.

El presidente repasó su trayectoria como abogado, profesor universitario, procurador en el estado de Sao Paulo y vicepresidente, entre otros, para justificar que los importes involucrados en las transacciones investigadas son compatibles con sus ingresos acumulados.

Temer afirmó que «cualquier profesor de matemáticas» logra concluir que él tendría recursos para comprar los inmuebles que posee.

Este viernes, el diario «Folha de Sao Paulo» publicó un reportaje sobre una investigación de la Policía Federal, donde se sospecha que Temer lavó dinero de sobornos en inmuebles de la familia.

El caso es referente a un polémico decreto sobre el sector portuario, por el cual habrían sido beneficiadas ciertas empresas en la edición de un decreto, a cambio de sobornos.

Según el diario paulista, Temer habría lavado dinero ilegal por medio de adquisiciones y reformas en residencias de familiares con el auxilio de dos amigos personales.

Las personas involucradas son el coronel retirado de la Policía Militar Joao Baptista de Lima Filho y José Yunes, ex asesor especial de Temer en la Presidencia que dimitió en diciembre de 2016 tras ser citado en una delación sobre corrupción. (XINHUA)