Bermudas anula el matrimonio entre personas del mismo sexo 

Fotos: Pixabay

Hamilton.- El territorio británico de ultramar de las Bermudas se convirtió en la primera región del mundo en rectificar y anular el matrimonio igualitario.

El gobernador John Rankin firmó una ley que sustituye el matrimonio igualitario por una unión entre personas del mismo sexo. El Tribunal Supremo allanó en mayo del año pasado el camino para introducir el matrimonio entre homosexuales en el grupo de islas en el Atlántico.

La cuestión siempre fue motivo de controversia en esta región conservadora. En un referéndum celebrado en junio de 2016, más de dos tercios de los participantes se opusieron al matrimonio igualitario. Sin embargo, no participó ni la mitad de los electores.

“Con la nueva ley queremos establecer un equilibrio justo entre dos grupos irreconciliables en Bermudas. Constatamos que solo pueden contraer matrimonio un hombre y una mujer, pero al mismo tiempo protegemos los derechos de las parejas del mismo sexo”, dijo el ministro del Interior de Bermudas, Walton Brown.

En el futuro, los cónyuges de parejas del mismo sexo podrán heredar en caso del fallecimiento del otro cónyuge, tendrán derecho a exigir una renta y podrán tomar decisiones médicas por sus parejas. Los matrimonios igualitarios ya celebrados seguirán siendo válidos.

La oposición británica criticó este jueves duramente al ministro de Exteriores británico, Boris Johnson, por permitir que se anulara el matrimonio igualitario, algo que el diputado laborista David Lammy calificó de vergonzoso.

La secretaria de Estado Harriet Baldwin dijo en nombre de Johnson que el Gobierno conservador estaba “profundamente decepcionado” por la decisión de Bermudas y que el ministro “reflexionó sobre las consecuencias muy detenidamente”.

“Aunque el Gobierno trate de disfrazarlo, es un paso hacia atrás para los derechos humanos en Bermudas y en los territorios de ultramar”, dijo en el Parlamento el laborista Chris Bryant.

Baldwin explicó que el Gobierno tuvo que equilibrar los derechos humanos con “los derechos de autodeterminación basados en el Gobierno elegido democráticamente”.

La organización Human Rights Campaign (HRC) criticó la nueva ley: “La decisión arrebata el derecho a casarse a parejas del mismo sexo que se quieren y pone en juego la reputación internacional de Bermudas”. (DPA)