Hackers tienen la ayuda de herramienta del Gobierno de EU filtrada

0
339

Los piratas informáticos están generando ilegalmente monero, bitcoin y otras criptomonedas explotando una falla del software que se filtró del Gobierno de Estados Unidos, según una nueva investigación, lo que genera dudas sobre la seguridad de uno de los rincones de más rápido crecimiento de los mercados financieros.

Los casos detectados de minería ilegal de criptomonedas, el equivalente digital de la acuñación de dinero, aumentaron un 459 por ciento en 2018 en comparación con el año pasado, dijo Cyber Threat Alliance en un informe publicado este miércoles en El Financiero.

El aumento está relacionado con la filtración de Eternal Blue en 2017, una herramienta para explotar las vulnerabilidades en el software de Microsoft Systems. Cuando la herramienta se hizo conocida, los piratas informáticos explotaron el defecto previamente desconocido en el software, que ahora es la base de algunos piratas informáticos para apropiarse de las computadoras de otros para generar moneda digital.

A partir de julio de este año, el 85 por ciento de toda la minería de criptomonedas se ha dirigido a monera, según el informe. Bitcoin fue alrededor del 8 por ciento, mientras que otras criptodivisas representaron el 7 por ciento.

Los piratas informáticos pueden “sentarse y ver cómo se acumula el dinero”, dijo Neil Jenkins, director analítico de Cyber Threat Alliance, un grupo formado en 2014 por un consorcio de firmas de seguridad cibernética para compartir información sobre amenazas. Si bien los ataques se están produciendo en todo el mundo, una parte importante se encuentra en Estados Unidos, agregó.

Bitcoin y otras criptomonedas se generan a través de un proceso de resolución de ecuaciones matemáticas complejas, que requiere una potencia de cálculo significativa. La mayoría de los usuarios e inversores carecen de los medios para crear, o extraer, criptomonedas y simplemente comprarlo en un intercambio en línea. Cuando los piratas informáticos generan ilícitamente moneda utilizando las computadoras de otras personas, les genera dinero gratis y puede erosionar el valor general de la moneda aumentando su oferta.

Eternal Blue fue robado presuntamente de la Agencia de Seguridad Nacional y se filtró el año pasado en una violación no resuelta por un grupo de piratas informáticos que se hace llamar Shadow Brokers. El grupo ha lanzado repetidamente herramientas producto de esa violación.

El código ganó notoriedad cuando Rusia y Corea del Norte lo usaron en ataques masivos. En el primer caso, conocido como WannaCry, con el cual los piratas informáticos norcoreanos cerraron computadoras en decenas de países, incluida Gran Bretaña, donde los hospitales fueron atacados. En el segundo, conocido como NotPetya, Rusia usó Eternal Blue para hackear computadoras en compañías como la AP Moller-Maersk A/S de Dinamarca, lo que generó miles de millones de dólares en daños, según la Casa Blanca.

“Se lanzó una actualización de seguridad en marzo de 2017. Los clientes que aplicaron la actualización están protegidos”, dijo Jeff Jones, director sénior de Microsoft, en un comunicado.

La NSA rechazó una solicitud de comentarios.

“La amenaza de la minería ilegal de criptomoneda representa un riesgo cada vez más común de ciberseguridad para las empresas y las personas”, según el informe. Y el “rápido crecimiento no muestra signos de desaceleración”. (EL FINANCIERO)

 

×
El periódico con mayor tradición en Saltillo.

Comenta aquí este artículo:

comentarios