CAPITALES

0
72

FRANCISCO TREVIÑO AGUIRRE

EL SECTOR ENERGÉTICO EN MÉXICO. PERSPECTIVAS Y REALIDADES: SEGUNDA PARTE

La Reforma Energética en nuestro país, determina cual será el futuro de las fuentes de energía en México. Durante muchos años existió un monopolio que no permitía la inversión privada. A partir del año 1992 se reforma la ley del Servicio Público de Energía Eléctrica lo que da paso a la participación del sector privado en tres rubros, cogeneración, autoabastecimiento y Productor Independiente. En virtud de lo anterior, los esfuerzos por desarrollar fuentes de generación de energía a través de recursos renovables eran incipientes. Hoy por hoy la apertura comercial permite que las empresas privadas a nivel nacional e internacional puedan participar como proveedores del sector eléctrico en nuestro país, otorgando mayores beneficios para los usuarios. Adicionalmente, la Ley de Transición Energética establece que para el año 2024, cuando menos el 35 por ciento de la energía que utiliza la industria sea limpia. En este sentido, nuestro país ha sido uno de los principales destinos de proyectos en energías renovables desde hace algunos años, gracias a las 3 subastas eléctricas de largo plazo convocadas por la Comisión Reguladora de Energía, y donde se esperan inversiones superiores a los 9 mil millones de dólares así como la generación de 7,451 megawatts, lo que permitirá crear el Fondo del Servicio Universal Eléctrico y que dotará de energía a 1.8 millones de mexicanos que no cuentan con este servicio, lo cual es uno de los objetivos de la mencionada Reforma. Aún y cuando se espera un crecimiento importante en el tema de las energías renovables, existen importantes áreas que requieren atención para una mayor eficiencia en los procesos de transmisión y generación. En consecuencia, se requiere el desarrollo y modernización de las redes eléctricas que existen en nuestro país, lo que permitirá alcanzar los objetivos planteados de manera puntual. Otro aspecto a considerar son los trámites y regulaciones para la instalación de parques eólicos y granjas solares. Dentro de este contexto, es necesario que el marco regulatorio permita agilizar estos trámites a través de portales en internet que disminuyan los traslados físicos y que faciliten la incorporación de la documentación necesaria para que los proyectos continúen en función de la calendarización operativa. Asimismo, es necesario desarrollar proveedores locales que permitan a las empresas contar con los insumos necesarios para su instalación y operación. Mucha de la materia prima necesaria para la instalación de parque fotovoltaicos y eólicos proviene de otras partes del mundo, es aquí donde las empresas nacionales pueden encontrar un nicho de oportunidades que permita su incorporación a la cadena de suministros ofreciendo precios competitivos y calidad en sus productos así como el servicio post venta, mantenimiento y refacciones. Sin duda el sector energético será en los próximos años una industria tan importante para nuestro país como lo es el sector automotriz actualmente.

Twitter: @pacotrevinoa

email: pacotrevinoag@gmail.com

×
El periódico con mayor tradición en Saltillo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here